Trámites en el banco después del fallecimiento de un titular

 

tramites_bancoNuestros  derechos  en el banco después del fallecimiento  del titular

Le aclaramos algunas ideas

En caso de fallecimiento del titular de una cuenta, los bancos van a comprobar que quienes acuden solicitando información de la cuenta o la puesta a disposición de sus fondos son los verdaderos herederos.

Los herederos deberán aportar a la entidad:

El certificado de defunción de su cliente

El certificado del Registro de Actos de Última Voluntad, así como copia autorizada del último testamento o de la declaración de herederos.

En el caso de una cuenta de titularidad indistinta o solidaria, cualquiera de los titulares de la cuenta puede disponer de ella como si fuese el único titular

Para poder disponer de las cantidades allí depositadas, los herederos han de aportar la documentación que demuestra que tienen derecho a ello.

Para ello, es menester aportar la documentación que acredite la partición y adjudicación de la herencia, que se formalizaren general mediante documento notarial.

El banco nos querrá cobrar una “comisión por tramitación de expediente de testamentaría” por el análisis de la documentación aportada por los herederos. “Depende del criterio de cada entidad, dicho estudio debe, o no, serle retribuido mediante el pago de una comisión, para cuyo establecimiento y exigibilidad han de cumplimentarse los siguientes requisitos: – Que informen debidamente del coste de los servicios que ofrecen y de los gastos que aquellos llevan aparejados, procurando en este caso que, aun tratándose de estimaciones, las previsiones sean ajustadas a la realidad. – Que cuenten con el consentimiento al cobro de dichas comisiones o a la repercusión de los gastos que generan los servicios”.  Como siempre, ésta comisión, cuyo cobro el banco no puede exigir antes de que concluya la comprobación de la documentación, debe ser conocida expresamente por los herederos y, siempre, negociar para tratar de rebajarla o incluso eliminarla.

Algunas entidades cobran además una comisión por la simple emisión de un certificado de las posiciones en la cuenta a la fecha de fallecimiento, una información esencial que nos va a solicitar el notario a la hora de hacer el testamento y especialmente para liquidar y pagar el impuesto de sucesiones y donaciones.

No permita que le cobren esta comisión, ya que este certificado resulta imprescindible para el cumplimiento por los herederos de esta obligación impuestas por la normativa fiscal.

Si tiene un problema con su entidad bancaria debe presentar una reclamación ante el Servicio de Atención al Cliente de su entidad bancaria. Este servicio tiene dos meses para responder a su reclamación; si pasado este plazo no recibe respuesta o la misma es insatisfactoria, debe dirigir su reclamación ante los organismos supervisores (Banco de España

 

 

Autor: Educonsumo

Compartir este Post en
468 ad