¿Cuántos seguros tienes y qué te cubren?

 

seguros varios

¿Cuántos seguros tienes y qué te cubren?

Un seguro de hogar, otro de automóvil, uno de enfermedad y accidentes, de vida, seguros asociados a tarjetas bancarias,  a servicios de electricidad y gas… ¿cuántos seguros tenemos? y ¿ qué nos cubren exactamente?

Habitualmente, y salvo excepciones, no examinamos nunca detenidamente lo que tenemos contratado en nuestros seguros hasta que necesitamos utilizarlos. En múltiples ocasiones tenemos aseguradas coberturas por duplicado y, frente a esto, hemos de tener en cuenta que en caso de siniestro nunca se nos indemnizará dos veces, sino que cada aseguradora pagará una parte proporcional. Está claro que no merece la pena tener cubiertos los mismos riesgos en varias pólizas. Pero…¿cómo evitarlo?

Como consumidores debemos tener claro nuestro derecho a pedir siempre información a nuestras aseguradoras sobre lo que tenemos contratado. Y nuestro deber de conocer bien lo que contratamos, en este caso leer cada clausula y ver si se adapta a nuestras necesidades.
Otra opción es acudir a un intermediario, una correduría de seguros en este caso, donde nos podrán asesorar.

Eliminar duplicidades nos permitirá ahorrar

Las duplicidades más comunes se dan entre los seguros del hogar. Por ejemplo entre  el seguro de la comunidad de propietarios y el nuestro. Para evitarlo sería conveniente solicitar copia de la póliza del edificio al presidente o al administrador de la comunidad y comprobar los riesgos que ya estén cubiertos.
Otra duplicidad común se da en las cláusulas de asistencia en el hogar de algunos seguros, los que ofertan las compañías del gas o la luz.
En el caso de los viajes, habrá que tener en cuenta lo que nos cubre nuestro seguro de hogar, si pagamos con tarjeta de crédito o si contratamos un viaje con una agencia. Dependiendo de nuestras necesidades tal vez necesitemos ampliar las coberturas con un seguro de viaje específico. O tal vez no.

Es muy importante tener control sobre todos nuestros seguros y modificarlos o eliminar las coberturas que no utilicemos. Podemos notificar a nuestra compañía las modificaciones que deseamos hacer en cualquier momento.
Es importante recordar las fechas de renovación de nuestros seguros porque para darlos de baja y cambiarnos de compañía debemos notificarlo por escrito un  mes antes.  De no ser así la renovación se hará de forma automática por un año más.

Autor: Educonsumo

Compartir este Post en
468 ad